Share

Juana Molina

Isabel

Isabel, se quedó sin comer
quizas él le dejó un papel
escrito con sangre
para que ella lea cuando sea grande

Cuentan que una vez en el tren
quiso él volver a Isabel
pero ya era tarde
la habían llevado con su madre (a otra parte)

Atormentado,
viaja asustado,
buscando a Isabel

A Isabel le decían que él
se había ido y no la quería ver
Y así pasó mucho tiempo
Isabel no sabía si era cierto

Hasta que encontró el papel
lo leyó y al fin pudo saber
escrito con sangre...
ella lo entendió porque era grande.

Tarde o temprano
no será en vano
abrazará a Isabel