Share

Miguel Abuelo

Levemente o triste

Levemente o triste
tu mirada como un arbol,
como un niño,
como el viento se escapo.

Voy camino solo,
por la calle donde solo me enseñaste
que el camino no empezo.

Mi amigo ya partió,
mi amigo ya partio,
mi amigo ya partió,
hohohohoho...

Al mirar el verde de plazas,
el que sede de un edificio,

o a la mujer que ame hoy.

Tu sonrisa suena por el aire,
como el niño que se muere,
o la alegria de un tambor.

Mi amigo ya partió,
mi amigo ya partio,
mi amigo ya partió,
hohohohoho...