Share

Peligrosos Gorriones

Mi propio Brujo

Son muchas las suertes que me arrojaron los dados, las barajas, que levanté en estos años
mi propio brujo laralala

No puedo dejarlo, ya lo habría intentado
detengo su cuerpo, odio nunca dejarlo
sigo probando laralala....

Y me arrepiento 100 veces más
digo que me arrepiento
es como un bicho en el cual me convierto

Sí estoy convencido, estoy aburrido
Si ya me habrás oído, no quiero más ruidos