Share

Sol Pereyra

Los zombies

Saliendo de casa yo vi, que todo el mundo por ahí
miraba mucho, decía poco, nada por nada prendía el foco.
Y eso llamaba mi atención, que pasa no tienen corazón,
caminan como si fueran zombies sin ninguna emoción.


Y los fui a buscar y los fui a llamar
y de uno en uno los empecé a juntar.


Cantando, bailando, gritando te lo digo y no me quedo sentada
sino no pasa nada y aquí tiene que explotar.


Pensé por que esto pasará, pensé intenté adivinar
pensé en tocarlos, pensé en cantarles, pensé en hacerlos reaccionar.
Pero como podría hacer, no dar mi brazo a torcer
y convencer a la manada de que algo hay que hacer.


Y los fui a buscar y los fui a llamar
y de uno en uno los empecé a juntar.


Cantando, bailando, gritando te lo digo y no me quedo sentada
sino no pasa nada y aquí tiene que explotar.